McLaren confía en el efecto del ‘tamaño cero’ para Alonso

Arranca el Mundial 2016. Como es norma, sin casi descanso, mañana comenzarán a rugir los motores frente al Casino de Montecarlo. Será una temporada de transición, a la espera de que en 2017, con el estreno de la nueva reglamentación técnica, regresenCitroën y Toyota, a las que se podría unir Ford. Este año tan sólo tendremos dos equipos oficiales, Volkswagen y Hyundai, donde Dani Sordo espera hacer grandes cosas.

Aunque en Hyundai tienen grandes esperanzas con su nuevo coche, las previsiones indican que de nuevo losVolkswagen serán los vehículos a batir. La diferencia en temporadas anteriores era tan grande que parece difícil que nada ni nadie pueda hacer temblar su imperio. Además, cuentan con el mejor piloto, Sebastien Ogier, el campeón y dominador de las tres últimas campañas, acompañado por Jari-Matti Latvala y Andreas Mikkelsen, otros dos de los cocos de la parrilla rallística.

Frente a ellos Hyundai alineará tres i20 en todas las pruebas, alternando los dos pilotos que sumarán puntos para la marca. Dani Sordo ha sido elegido como primer piloto, pero piensa que “lo de ser primer piloto o no es una tontería. En unas carreras podré salir con el número tres, y en otras con el veinte. Es más, Hayden Paddon dice que corre más con el veinte, quizás porque llevas menos presión. A mí no me fue tan mal cuando lo llevé en Australia”.

El neozelandés y Thierry Neuville serán los compañeros del español en un equipo que espera alinear cuatro coches con Kevin Abbring también compitiendo en algunas carreras.

Aunque no compiten oficialmente, los Citroën, que el pasado año acabaron subcampeones de marcas y ganaron en Argentina, seguirán compitiendo con el equipo Abu Dhabi-Total. Kris Meeke será su punta de lanza de esta escudería, y Stephane Lefebvre, Craig Breen y Khakid Al Qassimi se alternarán como compañeros en un programa inicial de diez participaciones, con lo que faltarán sólo a cuatro.

M-Sport seguirá compitiendo con los Ford Fiesta pilotados por Mads Ostberg y Eric Camilli, además de otros pilotos como Robert Kubica o Lorenzo Bertelli que también competirán con los coches del óvalo. Ott Tanak, por su parte, pilotará la unidad de la firma de neumáticos Dmack.

 

 

Anuncios